Recetas fáciles, trucos de cocina, consejos, nutrición y mucho más.

Beber sin emborracharse. ¿Es posible?

Hace unas semanas que Georgie Dann nos viene recordando que el veranito ya está aquí. Lo cierto es que está a la vuelta de la esquina, y con él llegan los festejos en los pueblos y ciudades, los festivales de música al aire libre, las bodas y sus respectivas despedidas de solteros, las fiestas con los amigos en la playa, y las ganas de salir a la calle. Por eso el verano es también la estación del beber, aunque  los más dados a ello reparten las excusas a partes iguales a lo largo de todo el año. Pero como no es lo mismo beber que “jartarse”, a continuación os dejo unos consejos muy sencillos que he sacado de la revista Planeta Joy para beber alcohol sin llegar a emborracharse, o al menos para no sufrir demasiado los efectos de la resaca:

1. Lo primero es comer antes de empezar a beber. Recuerda: que haya siempre algo en tu estómago antes de empezar el “riego etílico”.
2. Bebe poco a poco, no de golpe. Saborea tu bebida, no la ingieras como si fuera agua para saciar tu sed, y sigue picando entre sorbo y sorbo. Para evitar beber demasiado rápico, evita sostener la copa en la mano.
3. No mezcles. Si puedes, bebe siempre lo mismo. Y sin no, cambia de un licor a otro de forma gradual. O sea, de blanco a tinto (si bebes vino), de seco a dulce (si es un cóctel), o de rubia a negra (si es cerveza).
4. Opta siempre por bebidas de calidad. Con el alcohol, como con todo, lo barato sale caro. Y que no te den garrafón.
5. Hidrátate. El alcohol seca nuestros músculos y tejidos, por eso se recomienda beber agua entre ronda y ronda, y también una vez que se haya dejado de beber, para rehidratar y recuperar el agua perdida.

Foto: Neal

1 comentario en esta entrada
  1. Yo el agua, la he dejado para tomarla justo antes de dormir… en esas noches que por algún motivo has bebido algo más de la cuenta, un vasito de agua antes meterte en la cama hace que a la mañana siguiente la resaca sea mucho más llevadera, puesto que no dejas que el cuerpo se deshidrate en exceso durante las horas de sueño y evitas que aparezca el dolor de cabeza y demás síntomas 🙂
    Aunque lo mejor es, como dice el post, beber con moderación 😉

Deja un comentario

El equipo de Cocina.es

¡Conócenos! En los fogones de este blog, somos muchos los apasionados del buen comer y de la nutrición comprometidos con tus ganas de aprender y de descubrir nuevas y originales recetas de cocina. Tenemos mucho que contarte.

Usamos 'cookies' propias y de terceros para dar un mejor servicio y ofrecer publicidad personalizada a nuestros usuarios. Al navegar o utilizar nuestros servicios, entendemos que acepta el uso que hacemos de las 'cookies'.