Recetas fáciles, trucos de cocina, consejos, nutrición y mucho más.

Receta: risotto de setas

La receta del risotto de setas que os presento hoy, es una apuesta sobre seguro, ya que sé por experiencia que gusta a la inmensa mayoría.

Para hacer el risotto de setas, yo usé setas cultivadas, como siempre que hago un plato con setas, ya que el tema de aventurarme a comer setas cogidas por mí mismo nunca me ha seducido.

Sí, soy de los que se dan a comer lo que encuentro por el campo y por la calle, pero con las setas no me la juego.

Creo que el beneficio no justifica el riesgo, al menos en mi caso, que no sé distinguir un champiñón de una sombrilla playera, aunque después de probar mi propio risotto de setas, cada vez me siento más tentado a curiosear en cada paseo por el campo en otoño.

¡Qué rico está esto, oye!

Ingredientes del risotto de setas (para 2 personas):

Risotto de setas
400 gr. de setas
1 zanahoria
1 puerro grande
1/2 vaso de arroz
250 ml. de caldo de pollo
50 gr. de queso semicurado
Aceite de oliva
Perejil
Sal

Setas para el risotto

Proceso de elaboración del risotto de setas:

Proceso de elaboración del risotto

1. Lo primero es lavar y picar el puerro y la zanahoria, y hacer un pochado con ambos en una cazuela o sartén ancha, con un chorro generoso de aceite de oliva.
2. Mientras se hace el pochado, vamos a lavar las setas y a trocearlas. Hay que escurrirlas muy bien. Yo os recomiendo incluso escurrir las setas una a una o abrazarlas con un paño para que queden completamente libres de agua.
3. Cuando la zanahoria esté blanda, añadiremos las setas, echaremos la sal justa, y rehogaremos hasta que vayan ablandándose y absorbiendo los jugos del pochado.
4. Al cabo de unos 10 o 15 minutos, echaremos el arroz, subiremos el fuego mientras lo repartimos por toda la sartén, añadiremos el caldo de pollo, y cuando empiece a hervir estabilizaremos la cocción y lo dejaremos reducir a fuego lento. Echaremos también un poco de perejil fresco troceado.
5. Cuando el líquido haya reducido, dando lugar a un risotto de setas siempre jugoso, pero no caldoso, el arroz debe estar listo. Si hay que añadir más caldo, lo añadiremos.
6. Al final, apartaremos la cazuela del fuego y, mientras reposa unos instantes, echaremos el queso rallado o cortado en finas tiras, y dejaremos que se funda sobre el arroz. Mezclaremos y serviremos.

Si lo preferís, podéis añadir un poco de nata al risotto de setas restando la cantidad proporcional de caldo, y os quedará más denso y untuoso. Asimismo, podéis especiarlo a vuestro gusto. Aunque no lo ponga en la receta, yo soy muy generoso con las especias, pero considero que eso es algo que hay que dejar al criterio de cada cual. ¡Buen provecho!

1 comentario en esta entrada

Deja un comentario

El equipo de Cocina.es

¡Conócenos! En los fogones de este blog, somos muchos los apasionados del buen comer y de la nutrición comprometidos con tus ganas de aprender y de descubrir nuevas y originales recetas de cocina. Tenemos mucho que contarte.

Usamos 'cookies' propias y de terceros para dar un mejor servicio y ofrecer publicidad personalizada a nuestros usuarios. Al navegar o utilizar nuestros servicios, entendemos que acepta el uso que hacemos de las 'cookies'.