Cómo diferenciar la cereza picota del resto de cerezas

La cereza picota, más apreciada que otras cerezas por su sabor dulce y sus beneficios, a veces se confunde con otros tipos de cerezas. ¿Sabes diferenciarlas?

Soy extremeño, cacereño, buen conocedor de los pueblos del Valle del Jerte en los que nace y madura la cereza, del cerezo en flor y de las cerezas, a las que venero como la más exquisita de las frutas (junto con los higos), y aún así, reconozco que hasta hace bien poco no he sabido diferenciar la cereza picota de las muchas variedades de cerezas que existen, y que en los meses de verano dan lustre con su bella presencia a las fruterías de gran parte de la piel de toro.

No en vano, para aprender a captar las diferencias entre los distintos tipos de cerezas que en ocasiones son vendidas como cereza picota, y la picota del Jerte auténtica, he necesitado varios años de visitas a cooperativas, conversaciones con fruteros, y (sacrificado que es uno) consumo indiscriminado de cerezas del Jerte, del Valle del Ambroz, y prácticamente todo lo que se me ha ido poniendo a tiro con forma y apariencia de cereza dulce, con mejores y peores resultados en cada caso.

Es curioso, sólo en el Valle del Jerte se cultivan más de 100 tipos de cerezas, entre los cuales, la conocida como cereza picota por su forma ligeramente picuda, distingue hasta cuatro variedades cuyos nombres incitan a la mordida sólo de escucharlos: ambrunés (seguramente, las más conocida), pico negro, pico colorado y pico limón negro.

Si abrimos el abanico a países como Francia, Italia y Turquía, grandes productores de esta fruta bermeja, la variedad de cerezas o guindas es tan extensa, que resulta imposible hacer una distinción entre todas ellas.

Por eso, y porque he detectado que en muchos puestos ambulantes y “fruterías clandestinas” se venden cerezas comunes como picotas del Jerte, me voy a centrar en dejaros “meridianamente” claro cómo diferenciar cerezas picotas del resto de cerezas, para que lo tengáis claro la próxima vez que compréis cerezas.

Cereza picota: diferencias

Beneficios de las cerezas picotas

Las cerezas tienen una amplia lista de propiedades nutricionales beneficiosas para el organismo: son ricas en vitaminas antioxidantes como la vitamina C, y otras como la Vitamina A, Niacina, Vitamina B-6, etc.; también son muy ricas en minerales como el potasio, y en menor medida en hierro, calcio, fósforo y magnesio; contienen mucha fibra soluble, etc.

Pero aparte de todo esto, la cereza picota en concreto es un excelente alimento capaz de reforzar el sistema inmune gracias a sus altos índices de serotonina, melatonina y trptófano.

Además, estudios recientes han establecido una relación entre las cerezas y el sueño, demostrándose la capacidad de las cerezas para ayudar a dormir y a conciliar un sueño de calidad, lo cual se agradece especialmente en los meses de verano.

Dicho todo esto, yo creo que podríamos ser unos completos ignorantes de los beneficios de las cerezas, y las seguiríamos comiendo con el mismo deseo, ya que su principal reclamo es su sabor. Pero si hay una cereza que destaque por su dulzor, esa es la cereza picota del Jerte, por eso tienes que saber diferenciarla de otras cerezas comunes.

Diferencias entre la cereza picota y el resto de cerezas

Si la cereza picota es tan apreciada, es debido precisamente a que posee rasgos que la hacen diferente al resto que, en este caso, resultan del gusto de la mayoría. Estos rasgos se aprecian fundamentalmente al comerlas, con un dulzor intenso que, combinado con su acidez y con su mordida sonora de una carne compacta y casi crujiente, hacen de la cereza picota del Jerte un producto extraordinario para el paladar.

Cerezas

Pero antes de llevártela a la boca, ya debes tener claro que tienes entre las manos una cereza picota, y no cualquier otra variedad de cereza. Y para eso, sólo tienes que observar tres características:

1. Rabo. Es su rasgo más característico. La cereza picota no tiene rabo porque al recogerla del árbol, lo pierden de forma natural debido a la menor consistencia con la que se agarra a la carne. De esta forma, la cereza picota muestra una “cicatriz” limpia del rabo que la mantuvo prendida al árbol durante su crecimiento, mientras que el resto de cerezas, o bien se venden con rabo, o bien, en el caso de que se les haya quitado el rabo por asemejarlas a la cereza picota, muestran una herida húmeda que favorece la entrada de microorganismos.

2. Tamaño. A diferencia de lo que muchos piensan, la cereza picota es de menor calibre que la mayoría. Si otras cerezas como la California o la Navalinda se aprecian por su gran tamaño (con calibres de hasta 32 mm.), el calibre habitual de la cereza picota del Jerte suele estar entre los 24 y los 26 mm. Un tamaño que favorece que haya quienes vendan guindas a precio de picotas.

Debido a su pequeño tamaño, unido a su sabor único, la cereza picota es la que los responsables de la fábrica de chocolates Ferrero consideraron como idónea para servir de relleno a los famosos bombones “Mon Cheri”.

3. Forma. Como he dicho antes, la cereza picota tiene una forma ligeramente picuda, menos achatada que otras variedades de cerezas.

 

Cereza picota

Además de esto, hay que tener en cuenta que la temporada de recogida de la cereza picota es más tardía. Así, si la mayoría de las cerezas del Jerte comienzan a recogerse a finales de abril y hasta comienzos de julio; la cereza picota se recoge entre mediados de junio y mediados de agosto.

Teniendo en cuenta todo lo dicho, espero que sepas diferenciar las cerezas picotas de las cerezas normales de las dos imágenes anteriores.

Recetas con cerezas

Personalmente, soy incapaz de sacrificar recetas picotas para cocinarlas. Por bueno que sea el resultado, prefiero disfrutar de su sabor tal cual. Sin embargo, unas cerezas del montón pueden ser un fenomenal argumento para elaborar desde dulces, hasta gazpachos. De todas las recetas con cerezas que he probado, el gazpacho de cerezas es mi favorita:

Pero también son muy recomendables recetas como la mermelada de cerezas, todo un clásico para el que te puedes permitir usar menos azúcar que en otras mermeladas caseras;  el cafloutis de cerezas, un delicioso pastel con cerezas con un punto ácido delicioso; o las carnes con salsa de cereza tal y como se muestra en esta receta de venado con salsa de cerezas.

Fuente: Cereza del Jerte

Fotos: Manuel Ι Miguel Ángel García

2 comentarios en “Cómo diferenciar la cereza picota del resto de cerezas

  • 14 junio, 2016 a las 23:37

    Desconocía las propiedades de la cereza, como el triptofano.Cambiaré plátanos por cerezas, como tentempié de media mañana…😉 al menos esta época del año, que es cuando hay que aprovecharse.

    Respuesta
    • 15 junio, 2016 a las 9:48

      Pues sí, las cerezas son como pequeñas pócimas mágicas, el germen más puro y condensado de las bondades de la madre tierra que las ve nacer. Todo un lujo que conviene conocer, sobre todo si llevamos a Extremadura en la sangre.

      Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ricardo Ojalvo

Se define a través de sus recetas y artículos como un consumidor consciente y un amante de la cocina dominado por la curiosidad, comprometido con la causa de los platos fáciles, rápidos, ricos y sanos. Su pasión de eterno aprendiz es la sal de sus publicaciones, y su humor, la pimienta.

Usamos cookies para personalizar los contenidos y publicidad que ofrecemos en la web, así como obtener estadísticas y analizar el tráfico. Compartimos información acerca del uso que usted hace de nuestra web con nuestros socios de publicidad y de analítica web. Ellos pueden combinar dicha información con otros datos que usted les haya proporcionado anteriormente, o que hayan recogido de su actividad en otros servicios. Al navegar o utilizar nuestros servicios, entendemos que acepta el uso que hacemos de las cookies.