Recetas fáciles, trucos de cocina, consejos, nutrición y mucho más.

¿Cómo hacer helado de yogur?

Se están abriendo muchas heladerías donde venden helado de yogur; y es que están deliciosos. En este post lee lo fácil que es hacer helado de yogur casero.

Y es que no sólo están de moda las heladerías donde venden helados de yogur, también están de moda los helados caseros, esos que hacemos en casa con mucho mimo, cariño e ilusión, pero que no siempre nos quedan como nos gustaría.

Aunque las fotos de este delicioso helado tienen ya casi un año, es ahora, cuando en España comienza a pegar el calor de lo lindo, cuando me he acordado de ellas y he pensado que guardar este delicioso dulce y no compartirlo con todos vosotros, era una canallada por mi parte.

Y es que preparar este helado de yogur con sirope casero (en mi caso con sirope de moras recogidas en unos zarzales que hay cerca de mi casa) es la cosa más sencilla del mundo, sobre todo si tienes heladera. Si no tienes la “máquina para hacer helados” también es fácil, luego explicaré cómo hacer helado casero de yogur sin heladera, cuya única diferencia a hacerlo con ella, es que necesitarás estar pendiente durante unas horas para que el yogur no se cristalice.

Receta de helado de yogur

¿Qué necesitamos para hacer este helado? Pues nada más y nada menos que yogur griego azucarado. Este yogur tiene una cantidad de materia grasa (o sea de nata) que permite que al congelarlo quede cremoso y perfecto.

helado casero de yogur

Si el yogur no está azucarado siempre se le puede dar el toque dulce añadiendo azúcar o miel al gusto de cada uno. Si no tienes yogur griego, puedes conseguir algo muy parecido mezclando yogur natural con nata para montar.

Una vez que la materia prima está lista, que no me diréis que no es simple, sólo hay que tener preparada la heladera. Debe estar bien congelada (lee bien las instrucciones del fabricante de tú máquina de helados para que al hacerlo te quede perfecto), montada y funcionando, antes de echar el yogur por el bocal.

Una vez añadido el yogur la tendremos funcionando hasta que todo el yogur esté durito y cremoso, más o menos unos 40 minutos si el yogur está bien frío… Ya está, no hay que hacer más, sólo repartirlo y comerlo así solo, acompañado con frutos secos, chocolate, siropes, chocolate blanco derretido, leche condensada, dulce de leche, mermeladas… Las posibilidades son casi infinitas.

Sin duda, no creo que haya entre todas las recetas de helados una más sencilla ni que dé como resultado un helado cremoso cremoso ni más rico ¿no crees?

Receta de sirope de mora

A mí personalmente el helado de yogur me gusta tal cual, solo, sin ningún acompañamiento, pero aquel día se me ocurrió darle un toque distinto con unas moras que había recogido con mi hijo el día anterior… Y no es por nada, pero la mezcla me pareció deliciosa.

Por eso, voy a explicaros cómo hacer sirope casero de moras fácil y con un sabor maravilloso.

Echamos un chorrito de agua en un cazo (como 1/2 vaso) junto con 2-3 cucharadas de azúcar y lo llevamos al fuego.

Cuando veamos que el azúcar se ha disuelto y comienza a hacerse un almíbar, añadimos entre 50 y 100 gramos de moras. Dejamos que todo cueza durante unos minutos, hasta que las moras estén blanditas y hayan soltado su color y su sabor… Listo, ya sólo queda la opción de añadir a nuestro helado el sirope con la fruta o colarlo cuando se haya templado un poco, ya que si lo echamos en caliente el helado se derretirá y además podríamos quemarnos, pues todo lo que lleve almíbar o caramelo líquido alcanza unas temperaturas increíblemente altas.

Helado de yogur sin heladera

Como nunca he hecho el helado sin heladera, he pensado que lo mejor que podía hacer era incluir en este post unos vídeos que he encontrado en YouTube donde los hacen. Espero que queden tan bien como se ven en los vídeos. Si alguno los hace, que me cuente si quedan como dicen.

1- Eva Arguiñano nos enseña a preparar un helado de yogur con frutas. Un helado de corte sin heladera con una pinta increíble y perfecta para los niños.

2- Helado de yogur cremoso con leche, yemas de hueco y azúcar. Hay que cocinarlo, pero sí que parece que da un gran resultado.

3- Helado de yogur sin heladera con un toque de vainilla y miel. Esta última evita que el helado se cristalice. Además, si no quieres añadir la vainilla, pues no es necesaria.

1 comentario en esta entrada

Deja un comentario

El equipo de Cocina.es

¡Conócenos! En los fogones de este blog, somos muchos los apasionados del buen comer y de la nutrición comprometidos con tus ganas de aprender y de descubrir nuevas y originales recetas de cocina. Tenemos mucho que contarte.

Usamos 'cookies' propias y de terceros para dar un mejor servicio y ofrecer publicidad personalizada a nuestros usuarios. Al navegar o utilizar nuestros servicios, entendemos que acepta el uso que hacemos de las 'cookies'.