Natural Harvest: recetas con semen

No, no me he equivocado con el título. Por semen, he querido decir semen; o sea, el esperma, el lechazo, la guasca, la lefa, la acabada, o como lo llaméis en vuestros diferentes países y regiones. Y por recetario, he querido decir “conjunto de recetas de cocina compuesto por comidas y bebidas”. O sea, comidas para ser comidas, y bebidas para ser bebidas. ¿Semen-tiende? Agárrense, que vienen curvas peligrosas.

Pues bien, eso mismo es Natural Harvest -traducido literalmente: “cosecha natural”-, una excentricidad del mundo de la cocina como cualquier otra, una cochinada de género superlativo (respeto opiniones, pero esta es la mía), un libro nacido no sé si de la pasión del autor por este ingrediente de fabricación casera, o simplemente de la necesidad de comer que tanto acucia en los tiempos que corren. Entiéndaseme, me refiero a la necesidad de comer vendiendo recetarios como sea, y de ganarse unas perrillas a costa de forjarse para toda la vida la fama de cocinero salido, de depravado o de vaca lechera.

Según Fotie Photenhauer, autor de Natural Harvest “el esperma no sólo es nutritivo, sino que además tiene una maravillosa textura y unas propiedades sorprendentes en la cocina. Como el buen vino y los buenos quesos, el sabor del semen es complejo y dinámico. El semen es muy barato de conseguir, y normalmente está disponible en muchos, si no en la mayoría, de hogares y restaurantes. Sin embargo, a pesar de todas estas buenas cualidades, el semen sigue estando infravalorado como ingrediente”.

“Oh, my God!” -diría un americano-, “Oh, là, là” -exclamaría un francés-,”¿Cómo?, ¿dónde?, ¿cuánto?” -preguntaría un español-.

Bien entendido, el concepto del chef Fotie Photenhauer es de lo más ecológico. Esto de cocinar con la huertilla a cuestas, y poder obtener deprisa y corriendo el ingrediente principal de nuestras recetas con nuestras propias manos, es un anhelo al que muchos aspiramos, aunque yo, francamente, me lo había imaginado de otra forma. Chapado a la antigua que es uno.

Recetas con semen
Natural Harvest: recetas con semen

Pero dejémosnos de retórica, y vamos a lo que vamos. ¿Queréis saber qué recetas componen este recetario del semen? Atentos todos: café irlandés con extra de crema, batido híper proteico, salsa barbacoa “s” especial, ostras hechas por hombres, cóctel “ruso blanco”, etc. Así, hasta completar un amplio surtido de recetas de entrantes, primeros y segundos platos, postres, bebidas, etc.; todos ellos elaborados con materia prima auto extraíble.

Todo esto me ha hecho pensar, la verdad, e incluso he estado informándome, y sorprendido me he quedado al leer que el semen es una fuente de potasio, zinc, amino ácidos, fructosa, y otros nutrientes. Pero tengo algunas preguntas para el señor Photenhauer, que a lo mejor me podéis responder vosotros mismos: ¿se tiene que crear la figura del pinche del semen en los restaurantes, o cada uno se sirve a discreción, como con la mayonesa (y perdonen ustedes la comparación)?, ¿cuál es el momento idóneo para el ordeñe?, y por último: ¿alguna recomendación alternativa para mancos?

Libro: Natural Harvest: A collection of semen-based recipes
Versión para Kindle: Natural Harvest: A collection of semen-based recipes

51 comentarios en “Natural Harvest: recetas con semen

  • 14 Marzo, 2012 a las 10:57

    No me lo puedo creer!!!!!!… Sin palabras me he quedado.

    Eso sí, Ricardo, creo que por este post te deberían dar un premio, buenísimo el enfoque de un temita un tanto peculiar. Enhorabuena.

    Respuesta
    • 14 Marzo, 2012 a las 11:41

      ¿Pero tú no eres española? 😀
      ¿Un premio dices? ¿Por esparcir mi semillita del buen humor? ¿Y te parece poco lo feliz que soy escribiendo?

      Un abrazo.

      Respuesta
      • 14 Marzo, 2012 a las 12:01

        Pero que me cuentas… me dejas sin palabras…

        Respuesta
        • 14 Marzo, 2012 a las 12:51

          Dicen que ser niño significa no perder nunca la capacidad de sorprenderse, y la verdad es que lo que aquí se cuenta es difícil que no coja en un renuncio a la mayoría. Que levanten la mano los que… Que levanten las manos y ya está.

          Respuesta
      • 16 Marzo, 2012 a las 8:20

        El buen humor, y hacer sonreir a los demás, sobre todo en los tiempos que corren, debe ser premiado, por supuesto.

        Respuesta
    • 19 Agosto, 2012 a las 17:59

      Dime una cosa ¿harías ese juego con tu pareja? Te comento que yo con mi pareja no tengo ningún asco, le he hecho sexo oral y siento su sabor sumamente agradable me gusta el olor de su vagina y me encanta besarla cada que puedo y me deja y entonces pienso a la inversa ¿tendrá algo de malo que goce de este juego con mi pareja? si a mi no me da asco lo suyo por qué tendría que darle asco a ella lo mio? obvio te comento que soy sano, que no incurro en infidelidades por lo que hay dicha confianza.

      Dime que pensarías al respecto ¿tu lo harías?

      Respuesta
  • 14 Marzo, 2012 a las 11:55

    jajajjaa!! Richy me asombra la capacidad que tienes para encontrar sinónimos de semen!!

    El post es buenísimo!! se lo voy a recomendar a todos mis amigos!!

    bss

    Respuesta
    • 14 Marzo, 2012 a las 12:47

      De la calle que es uno… ¿Entonces te ha gustado el post? ¿Eso quiere decir que vas a probar? 🙂

      Respuesta
      • 14 Marzo, 2012 a las 16:56

        jajajaja!! esk si lo pruebo y me gusta…. ya no podré jugar con las cosas de comer!!
        Pero me ha confesado nuestra Mamen que si llevas una de tus recetas a la oficina ella será la primera en probarla!! 😛

        Respuesta
  • 14 Marzo, 2012 a las 12:14

    ¿En qué país es hoy el día de las inocentadas? :O

    Respuesta
    • 14 Marzo, 2012 a las 12:49

      Juro sobre la pantalla de mi PC que todo lo dicho y narrado en este post sobre el libro Natural Harvest es absolutamente cierto. La traducción de las palabras del autor es de cosecha propia (vala la expresión), pero el Google Traductor dice que no ando mal encaminado… 😛

      Respuesta
    • 7 Abril, 2012 a las 5:21

      No lo se si lo investigas hay medices suerte.

      Respuesta
  • 14 Marzo, 2012 a las 13:09

    Esto debe ser umami por lo menos. Un gran acierto el compartir esta noticia en “menéame”.

    Respuesta
  • 14 Marzo, 2012 a las 13:44

    jajajaja,

    hoy creo que voy a pasar de endulzar las fresas con leche condensada :))

    Respuesta
    • 14 Marzo, 2012 a las 13:49

      Tranquilo, por comer fresas con leche no creo que te quedes embarazado ni mucho menos… 🙂

      Respuesta
  • 14 Marzo, 2012 a las 14:42

    Copón, esta entrada es sorprendente dentro de este sorprendente blog. Tengo una cierta sensación contradictoria al pensar en este tipo de comida, la primera es ciertamente agradable, me refiero al momento de conseguir la materia prima (siempre que sea de cosecha propia, se entiende), la segunda sensación ciertamente desagradable cuando pienso en el momento de aceptar el, no dudo que, sabroso bocado. Casi prefiero aquello de los saltamontes fritos que pusiste hace ya tiempo.

    Conforme escribo la imaginación se me desata, una mancha inocente de este tipo de comida puede acabar en un embarazo no deseado!. Válgame el cielo, lo que hay que ver.

    Respuesta
    • 14 Marzo, 2012 a las 16:23

      Como siempre, lo mejor de los artículos son los comentarios que hacéis. Yo, sin duda, me quedo con los saltamontes, y con las manzanas con pesticias, y con las palomitas de microondas incluso. Lo de “válgame el cielo” te ha quedado muy “vieja del visillo”… 😛

      Respuesta
  • 14 Marzo, 2012 a las 17:26

    A partir de hoy, he dejado de ser una chica de palabra… Me negué a leer este post (el colorcillo de la foto de cabecera me entraban arcadas al imaginarme el ingrediente estrella) Pero ya que Anita (un abrazo), me menciona, siento como que me convocan.. 😛

    La verdad, me niego a probar alimentos condimentados con materia prima auto extraíble como tu dices, me niego, me niego… Joder, esque que asco, encima dices lo de que está disponible facilmente en cualquier hogar / restaurantes y ya… “Seme” quedan los ojos en blanco…

    Por lo demás, eres un artísca, puro poeta, capaz de hablar de cualquier tema elegantemente, con respeto, toque humorístico, clara y limpiamente.
    Si hubiera (o hay) menciones especiales a bloggers, te condecoro con la Medalla de Oro 😉

    Respuesta
    • 14 Marzo, 2012 a las 17:37

      😀 Me siento tan honrado con tu comentario, que te donaría cualquier cosa que me pidieras, sin pedirte explicaciones del uso que quisieras darle.

      En serio, gracias por poner un toque coherente en esta jaula de grillos. Comparto tu rechazo e incluso tu asco por estas prácticas salidas de tono, aunque por otro lado confieso que disfruto como un niño buscando casos rarunos como éste relacionados con la cocina. Un beso, Mamen.

      Respuesta
      • 7 Abril, 2012 a las 5:33

        Oye y te gustan mucho las fresas

        Respuesta
    • 15 Marzo, 2012 a las 9:38

      “Seme” antoja oportuno que precisamente sea una”Mamen” quien haga un comentario acerca del tema del post. “Semen” ciende el imaginario acerca de la obtención de tan noble materia prima 😉

      Respuesta
  • 14 Marzo, 2012 a las 20:19

    Otra medalla te pongo yo! Según empezaba a leer he pensado “¡ Dios mío! ¡Está loco!” Y como siempre, has sabido darle ese toque natural, de buen humor y buen gusto con que sabes hablar de todo.Eres un artista, sin duda.Mamen tiene toda la razón en lo bien que te ha definido.

    Respuesta
  • 14 Marzo, 2012 a las 21:46

    Despues de tantos dias sin aparecer y semen ocurre hoy me lo estaba oliendo

    Respuesta
  • 15 Marzo, 2012 a las 0:11

    Leo los comentarios y ya no se cómo entenderlos… Tu toque natural y buen gusto del que habla Al, ¿no tendrá algo que ver con el flan de la foto?

    Respuesta
  • 15 Marzo, 2012 a las 9:55

    No quiero ni pensar que entenderás por un pinchito….y la materia prima necesaria para hacerlo.

    Respuesta
    • 15 Marzo, 2012 a las 10:58

      Me quiero autoresponder con una receta que a lo mejor, ayuda a estos menesteres que nos traemos entre manos…¿he dicho entre manos?…jijijiji

      Nada como unas buenas “patatas paja”.

      http://patatas-paja.recetascomidas.com/

      Respuesta
      • 16 Marzo, 2012 a las 8:26

        Muy buena la aportación de las patatas “paja”, jejejejeejjeje

        Respuesta
  • 16 Marzo, 2012 a las 9:29

    Este tipo es un guarro, menos mal que estás tú para darle tu puntito de humor. No lo has podido hacer mejor..Estuve mucho tiempo sin comer quesitos y todo por culpa de una peli de Santiago Segura AC/DC…soy de las que opinan que la comida y el sexo no se deben mezclar.:-P

    Respuesta
    • 16 Marzo, 2012 a las 19:23

      Si todavía fuera sexo, pero por lo leído, este elemento reduce la extracción a un abrir, agitar y cerrar de bote; un proceso tan mecánico y práctico como el de echar ketchup o mostaza. Guarro es poco 🙂

      Respuesta
  • 18 Marzo, 2012 a las 15:23

    Curioso post.. creo que en las denominaciones también podría valer el zumo de mípalo, o la leche de hueva.

    Respuesta
  • 23 Marzo, 2012 a las 17:30

    quisiera hacerme donante… algun restaurante interesado? jajajajajaja!!

    Respuesta
  • 26 Marzo, 2012 a las 16:28

    en el programa de la doctora polo “caso cerrado” salio un senor que preparaba sus yogurts como lo mencionas con esperma y lo metieron a la carcel

    Respuesta
  • 6 Abril, 2012 a las 3:59

    Che,Ricardo! yo lo probé como colutorio buco faríngeo,y,creeme que me calmó todo…pero jamás me hubiera imaginado que cocinándolo en una cacerola,también podría serme útil.¡¡¡¡¡GRACIAS POR EL CONSEJO!!!!!!!…

    Respuesta
    • 10 Abril, 2012 a las 22:08

      Oh, pero es que uno no se va a comer el bocadillo de cualquier productor, y si me preguntan ya me había imaginado tomármelo de otras maneras 🙂 dejando de lado lo graciocillo, pues puede ser un juego mas entre parejas… además hacemos literal lo de te comería entero, es hasta poético!!! yo digo que lo intentemos y el que pruebe que nos cuente…
      Eso si me rehúso a aceptarlo como platillo sorpresa de cualquier amiguete

      Respuesta
      • 11 Abril, 2012 a las 8:54

        Llegados a este punto, tengo que confesaros que cada vez que veo un comentario nuevo sobre este artículo, me agarro a la silla esperándome cualquier cosa. Ningún ingrediente despertó nunca la imaginación de nuestros lectores como éste… 😛

        Respuesta
  • 13 Abril, 2012 a las 13:48

    He visto esta noticia y me ha causado bastante curiosidad, habéis leído alguna vez algo de cocinar con semen ?

    Respuesta
  • 26 Abril, 2012 a las 15:33

    Ah!!!!!!!!!!!!!!……..me asuste no podía creerlo pero acá creo que lo llamamos leche condensada y es deliciosas

    Respuesta
  • 18 Mayo, 2012 a las 21:22

    Será que es verdad esto? si mi abue viviera se volveria a morir jajaja, pero hay que probar , chanza y sabe rico no creen? al cabo que como dicen casi todas lo tenemos en casa y no cuesta nada…..

    Respuesta
  • 17 Junio, 2012 a las 14:11

    Mi novio alguna vez me lo ha echado en algún helado, bizcocho o yogur y yo me lo he comido. Y no está malo.

    Tendemos a pensar que el semen no es para comer y sin embargo nos comemos muchas otras cosas como las morcillas (que es sangre con arroz), todo tipo de tripas, hay culturas que comen insectos, ojos, etc….

    Es sólo que como nunca nos lo hemos planteado, nos parece horrible. No es obligatorio probarlo, pero yo que me trago el de mi novio, os aseguro que a mi me gusta su sabor. Y si encima dicen que tiene todos esos nutrientes, pues mejor.

    ¿Semen-tiende? jeje. Me ha hecho mucha gracia esta pregunta.

    Un saludo.

    Respuesta
  • 10 Septiembre, 2012 a las 19:28

    Lo de que posiblemente MAMEN sea la primera en probar alguna receta creo que es OBVIO…

    Respuesta
  • 23 Enero, 2013 a las 23:10

    gracioso estoy esperando a mi pareja habia pensado una salsita vechanel pero tu idea esta buenisima vere si le puedo ordeñar antes de la cena y preparar mi salsa con jugo exotico luego les cuento como me quedo la receta

    Respuesta
  • 22 Marzo, 2013 a las 10:33

    “Oh, my God” dirían los americanos no?
    (me he reído mucho :-))

    Respuesta
  • 22 Abril, 2013 a las 3:22

    orale pues también esta una cosa hay una alternativa de medicina que se llama la ORINOTERAPIA
    no me sorprende que haya recetas de semen si la orina se toma directita, y hasta le puedes agregar jugo de naranja eso si que sabe a lo que comiste el dia anterior y te cura de algunos males imagínate las vitaminas que te esta aportando esta nueva gastronomía con semen jejejejejejeje

    Respuesta
  • 16 Mayo, 2013 a las 14:05

    Muy buenoooo!!!!!!!!!!!!!!!!!!

    Respuesta
  • 21 Noviembre, 2014 a las 2:15

    La gente esta extrañada, cdo es algo natural. Nocivo y malo es fumar y beber y nadie pone el grito en el cielo. Que estamos en un siglo mas moderno. No?

    Respuesta
  • 15 Abril, 2015 a las 23:45

    no es mala idea poner una cremeria de semen el problema seria reunir un litro y cuanto costaría, ya no los voy a tirar se los juro¡¡¡

    Respuesta
  • 10 Marzo, 2016 a las 18:39

    Me parece muy interesante y sorprendente tal creatividad culinaria, yo si la comería con mucho gusto, me parece muy nutritiva y natural. Felicitaciones!!!!!

    Respuesta
  • 8 Junio, 2016 a las 0:04

    Creo que hay muchas personas mal de la cabeza

    Respuesta
    • 8 Junio, 2016 a las 9:05

      Yo creo incluso que hay muchas personas sin cabeza… 😉

      Respuesta
  • 25 Febrero, 2017 a las 17:36

    Ahora que saquen el recetario de heces de cabra que también voy a comprarlo.
    Ese chef tiene mas de gay que se chef si es que se le puede llamr chef a alguien que cocina semen. Yo llamaría a eso prematuro SALBAJE.

    Respuesta
    • 28 Febrero, 2017 a las 11:26

      Lo del “recetario de heces de cabra” me ha hecho hasta reír, pero se me ha borrado la sonrisa de la cara al ver la relación que haces entre la condición sexual que presupones del autor del libro y su capacidad para el ordeñe. Por ahí, no, amigo; por ahí, NO.

      Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ricardo Ojalvo

Se define a través de sus recetas y artículos como un consumidor consciente y un amante de la cocina dominado por la curiosidad, comprometido con la causa de los platos fáciles, rápidos, ricos y sanos. Su pasión de eterno aprendiz es la sal de sus publicaciones, y su humor, la pimienta.