¿Sabías que existe una Liga de comilones?

Pues sí, como lo oís, ahora resulta que las imágenes que vemos habitualmente en televisión de chinos delgados como fideos engullendo perritos calientes sin parar como el que no quiere la cosa, son en realidad resúmenes de la jornada de la llamada “Gran Liga de comilones” o Major League Eating. La MLE es una competición que agrupa a comilones, glotones, zampones, zampabollos, tragones o tragaldabas de toda índole, condición y nacionalidad, pero en esto los orientales son los jefes, y no precisamente los luchadores de sumo.

Esto demuestra que hay quienes son capaces de hacer cualquier cosa, con tal de ganar un dinerillo, incluso poner en peligro su vida. Para que os hagáis una idea de las cantidades que se manejan, el último ganador de un reto de comilones, el americano Joey “Mandíbulas” Chestnut -que se metió entre pecho y espalda 53 tacos mejicanos en 10 minutos-, acabó llevándose 5.000 dólares contantes y sonantes. En el ranking de comilones de la MLE hay zampones de perritos calientes, de hamburguesas, de batidos, de tartas de cumpleaños, de agua, de pizza, de huevos, de chocolate, de burritos, de donuts y de todo lo que os podáis imaginar. Hasta de mantequilla.

No es de extrañar que la Major League Eating sea originaria de los Estados Unidos, ni tampoco que congregue a miles de curiosos morbosos en cada una de su celebraciones. No en vano, USA es la nación de la obesidad por excelencia y también el lugar del mundo en el que el espectáculo justifica cualquier tipo de comportamiento humano. Porque no conocen los pimientos del padrón -los que a veces pican y a veces no-; si no, hasta yo me apuntaba a una competición de glotones de pimientos sorpresa. ¿Será que hasta yo llevo un americano dentro?

Foto: web de la MLE

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ricardo Ojalvo

Se define a través de sus recetas y artículos como un consumidor consciente y un amante de la cocina dominado por la curiosidad, comprometido con la causa de los platos fáciles, rápidos, ricos y sanos. Su pasión de eterno aprendiz es la sal de sus publicaciones, y su humor, la pimienta.

Usamos cookies para personalizar los contenidos y publicidad que ofrecemos en la web, así como obtener estadísticas y analizar el tráfico. Compartimos información acerca del uso que usted hace de nuestra web con nuestros socios de publicidad y de analítica web. Ellos pueden combinar dicha información con otros datos que usted les haya proporcionado anteriormente, o que hayan recogido de su actividad en otros servicios. Al navegar o utilizar nuestros servicios, entendemos que acepta el uso que hacemos de las cookies.