¿La alta cocina te deja con hambre?

Tras el paso de la Navidad, quien más quién menos habrá buscado recetas para sorprender a sus amigos, se habrá llenado con copiosas comidas y cenas, o habrá dejado que los platos de buenos restaurantes sacie sus ansias por probar las delicias de la alta cocina, o nueva cocina, o cocina de vanguardia. Pero hay algo que mucha gente se pregunta, y que suele ser motivo de debate (al menos, para los que no estamos acostumbrados a la nueva cocina, tan moderna e innovadora). ¿Por un precio moderado, acabaremos saciados con platos de alta cocina, o “pasaremos hambre”?

Lo primero que deberíamos plantearnos son las necesidades alimenticias que tenemos. Porque aquí algo es evidente: si acabamos de hacer deporte, no tendremos el mismo apetito que si, por contra, apenas hemos hecho actividades que requieran esfuerzo físico. A nadie se le ocurriría pegarse una paliza corriendo, practicando fútbol o baloncesto, etc; y luego ir a tomar unas pequeñas tapas con los amigos. Lo normal es que busquemos alimentos con un contenido calórico grande (desde un buen filete de carne, hasta un cochinillo asado). ¿Y es que acaso no encontraremos platos de alta cocina que nos llenen? Sin duda alguna, aunque bien es cierto que en muchos casos, salvo que haya un menú degustación, el resto de platos (que de por sí suelen ser más caros que algunos de los de “toda la vida”) pueden dejarnos insatisfechos, por mucho que se compriman y el contenido calórico sea muy alto.

Plato de alta cocina

Y es que también debemos diferenciar entre las recetas de toda la vida servidas en grandes cantidades, cuyo principal objetivo es el de saciarnos (evidentemente, también nos debe gustar); con el placer, explosión de sabores y colores no tan cotidianos, que podemos encontrar en la alta cocina. Digamos que uno es el día a día, y otro la innovación y sorpresa que le da a nuestro paladar un punto de vista que no había visto.

Como buenos comilones, los componentes del Castra Servilia somos de los que preferimos comidas con alto contenido calórico (ya llegará la hora de quemarlo todo practicando baloncesto), a aquellos platos de nombre sofisticado y “apenas chicha”, en los que se ve más plato que comida. Y vosotros, ¿qué opináis? ¿Preferís la alta cocina o la tradicional? ¿Os sacian por igual por el mismo precio?

Imagen: El Periódico del Motor

4 comentarios en “¿La alta cocina te deja con hambre?

  • 16 Enero, 2012 a las 10:12

    No son horas, pero me comía el plato de la foto ahora mismo, y me da igual si es alta cocina o no 🙂

    Respuesta
  • 17 Enero, 2012 a las 18:29

    Yo tambien y con que gustazo!!!!!

    Respuesta
  • 18 Enero, 2012 a las 19:07

    ¿Pero te comerías uno, o una docena para saciarte? 😀

    Respuesta
  • 24 Enero, 2012 a las 12:56

    Me comería una junto con otras cosas más, prefiero variedad a cantidad… y creo que es más fácil saciarse comiendo variado 🙂

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cocina.es

Nos interesa todo lo que guarda la más mínima relación con el mundo de la cocina, y desde hace años compartimos contigo recetas e información variada sobre eventos gastronómicos, nutrición, noticias de cocina, etc.

Usamos cookies para personalizar los contenidos y publicidad que ofrecemos en la web, así como obtener estadísticas y analizar el tráfico. Compartimos información acerca del uso que usted hace de nuestra web con nuestros socios de publicidad y de analítica web. Ellos pueden combinar dicha información con otros datos que usted les haya proporcionado anteriormente, o que hayan recogido de su actividad en otros servicios. Al navegar o utilizar nuestros servicios, entendemos que acepta el uso que hacemos de las cookies.