{ "@context": "https://schema.org/", "@type": "CreativeWork", "name": "Cómo hacer Leche Condensada Casera", "aggregateRating": { "@type": "AggregateRating", "ratingValue": "4.7", "ratingCount": "6", "bestRating": "5", "worstRating": "1" } }

Cómo hacer Leche Condensada Casera

Hay muchas razones para un cocinillas se plantee cómo hacer leche condensada casera en algún momento de su vida: estar en plena faena de elaboración de un postre, necesitar leche condensada y no tener; desconfiar de los ingredientes de más de algunas de las leches condensadas industriales, evitar comprar envases de plástico, ser todo un talibán de las elaboraciones caseras, etc.

En mi caso habría que aludir también a la curiosidad, al carácter “enreda” intrínseco a mi persona que me empuja a intentar emular elaboraciones industriales a través de recetas caseras sencillas, a la hora de intentar hacer leche condensada casera con los únicos ingredientes que, entiendo, debe llevar un alimento así: leche y azúcar.

Sea por la razón que sea, a continuación te cuento mi receta de la leche condensada casera, con ingredientes que no coinciden con los que he observado que usa la mayoría (si es que se puede hablar de receta).

Como vas a ver, yo uso leche evaporada y no leche en polvo y agua, para conseguir el mismo objetivo: una leche con un porcentaje de agua concreto, y una densidad que nos permita dar con el punto de untuosidad propio de la leche condensada una vez fría.

Dos ingredientes, y un sólo paso (dos, apurando mucho), bastarían para conseguir hacer leche condensada en casa en 15 minutos apenas.

Receta: Leche Condensada Casera

Cómo hacer leche condensada casera

Una de las ventajas de hacer la leche condensada casera, es que podemos usar el tipo de azúcar que nos parezca. Así, si queremos evitar usar azúcar blanca refinada, a priori, estaremos obteniendo un producto algo más saludable.

Ingredientes para hacer Leche Condensada Casera

Leche condensada casera: ingredientes

Como decíamos, para nuestra leche condensada casera, elegimos siempre azúcar de caña integral* que añadimos a la elaboración en la misma cantidad (en peso) que la propia leche evaporada. O sea, en este caso, ya que siempre va a depender de la cantidad de leche condensada que queramos obtener:

  • 350 gr. de leche evaporada
  • 350 gr. de azúcar de caña integral

Cómo hacer Leche Condensada Casera con Leche Evaporada

La leche evaporada siempre se ha usado para hacer leche condensada en casa, si bien en la mayoría de recetas y vídeos que llegaron a mis manos a la hora de investigar un poco sobre el tema, optaban por la leche en polvo.

De esta forma, a mi parecer, es bastante más sencillo hacer leche condensada casera:

  1. Echar la leche evaporada en un cazo, calentarla hasta que empiece a humear, y mantenerla así, sin que llegue a hervir, durante 10 minutos.
  2. Añadir el azúcar, y usar unas varillas para remover lentamente durante 5 minutos. En ese tiempo, el azúcar estará completamente diluida en la leche.

Como verás, estando aún caliente en el cazo, la leche condensada no tiene el punto de espesor que esperamos. Es necesario dejarla templar por completo a temperatura ambiente antes de enfrascarla en un tarro de cristal esterilizado, antes de enfriarla y conservarla en el frigorífico.

Al usar leche evaporada y mantenerla durante 10 minutos con una temperatura por encima de los 75 u 80ºC, nuestra leche condensada casera se podrá conservar durante más tiempo en el frigorífico. Francamente, no sé qué fecha de caducidad podríamos ponerle con exactitud a nuestra leche condensada casera con leche evaporada, pero de seguro está por encima de la semana.

*El color de nuestra leche evaporada con azúcar de caña integral tiene, como es lógico, un tono más oscuro que la leche condensada industrial, cercano al del dulce de leche. Si a alguien le molesta, de puede cambiar este tipo de azúcar por azúcar refinada.

2 comentarios en “Cómo hacer Leche Condensada Casera

  • 27 septiembre, 2019 a las 16:17

    Muy practica la receta la verdad. En 5 minutos la tienes. Mil gracias por la ayuda.

    Respuesta
  • 1 octubre, 2019 a las 11:41

    Me gustó, gracias. Creo que el hecho de que la calidad de la leche condensada moderna deja mucho que desear no es un secreto para nadie. Los fabricantes sin escrúpulos intentan agregarle tantos aditivos diferentes como sea posible, debido a que el costo de los productos terminados disminuye y, al mismo tiempo, su vida útil aumenta. Hay momentos absolutamente escandalosos cuando no hay absolutamente nada de leche de vaca o incluso leche en polvo en leche condensada, y en lugar de estos productos no hay nada más que una mezcla de aceite de palma en un frasco de leche condensada. Por supuesto, en esta situación solo el comprador pierde.

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ricardo Ojalvo

Se define a través de sus recetas y artículos como un consumidor consciente y un amante de la cocina dominado por la curiosidad, comprometido con la causa de los platos fáciles, rápidos, ricos y sanos. Su pasión de eterno aprendiz es la sal de sus publicaciones, y su humor, la pimienta.